El Gobierno Nacional autorizó dos aumentos para las tarifas de internet, telefonía fija y móvil, y televisión por cable y satelital que las empresas podrán aplicar en octubre y diciembre.

A través de la Resolución Nº 1754/2022 publicada el viernes en el Boletín Oficial, el Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom) estableció dos subas: la primera de ellas que empezará a regir a partir del 1° de octubre será de 19,8% y la segunda a partir del 1° de diciembre que será de hasta 9,8 por ciento.

Además, se definieron los valores máximos para los precios de la telefonía móvil. En la modalidad prepaga la recarga de 50 MB de datos móviles por día será de $36; el segundo de llamada telefónica $0,55; y el mensaje de texto (SMS) $7,20, en todos los casos se trata de precios con impuestos incluidos.

Previo a los aumentos que se autorizaron el viernes, hubo otras dos subas en los precios para la telefonía, internet y televisión. Fue durante el mes de abril y supuso una suba del 9,5% en cada servicio. Estos incrementos fueron aplicados en mayo y julio. Todo el proceso, en el marco de una escalada inflacionaria que atraviesa la economía argentina y no le da tregua a los usuarios y consumidores en el país.

En septiembre también comenzó a desarrollarse el proceso de reducción de subsidios a los servicios públicos, a través del cual se aplicarán aumentos en las tarifas de electricidad y gas de aquellos usuarios que perdieron el beneficio.

Según lo que dispuso la Secretaría de Energía, la quita de subsidios a los servicios de electricidad comenzó en septiembre con un 20% de aumento para los usuarios registrados de “ingresos altos” y los que no se registraron en el formulario de segmentación. Según estimaciones oficiales, 5,9 millones de hogares perdieron los subsidios por lo que, en esta primera etapa, tendrán un aumento promedio de $850 por factura. Sería un impacto del orden del 35% en septiembre, que luego continuará con subas en noviembre y enero.

Los usuarios de “medios ingresos”, por su parte, no sufrirán aumentos, pero sí se impondrá un tope de consumo eléctrico de hasta 400 kWh mensuales por hogar. En caso de superar ese techo, se cobrará el excedente con la tarifa no subsidiada. Por último, los sectores de “ingresos bajo” y/o tarifa social mantienen los subsidios.

En cuanto al gas, los hogares de “ingresos altos” también también pagarán un 20% más, y se conoce que se impondrán topes al consumo dependiendo de la zona geográfica del domicilio para los de “medios ingresos”.

Sumado a esto, los taxis aumentaron en razón del 30% durante este mes. El valor de la ficha pasó de costar $14,40 en horario diurno y $17,40 en nocturno, a costar $18,70 y $22,50, respectivamente. En cuanto a la bajada de bandera, las tarifas pasaron de $140 durante el día y $174 durante la noche a $187 y $225 pesos.

Por último, las cuotas de los colegios privados de la provincia de Buenos Aires tuvieron en septiembre aumentos promedio del 9% para aquellos establecimientos educativos que reciben subvenciones del Estado. Esta suba completa el 25% del aumento escalonado que ya había sido anunciado meses atrás, y que responde a una mejora de los salarios de los docentes.